En Turquía, la muerte llega por correo

La madre de Agit llegó a los tribunales y le entregaron la caja. En unas breves declaraciones a la prensa, Halime dijo: “Vi que el paquete con mi Agit estaba allí. Así que tomé los huesos y me fui a casa”.

Leer más